24/5/11

Estado de lunes

Cada día nos levantamos sin saber qué nos deparará el día, pero queriendo tener una actitud positiva y enérgica, nada de estar deprimidos, ni desganados... huyendo de lo que se conoce como "día chof". La mayoría de los días conseguimos ganar la batalla interior contra el pesimismo y sacamos los pies de la cama con la esperanza de que será un gran día y nada malo podrá hundirnos.
El problema viene el día que tú has ganado esa batalla, pero la persona que tienes al lado no, él no. Dice estar en "estado de lunes" pero no es cierto, no tiene nada que ver con el día de la semana que marquen las hojas de un calendario lleno de tachones, tiene que ver con más, con mucho más. Tiene que ver con las cosas que te rodean, que un día pueden hundirte y sentir que te llega el agua al cuello, pero conseguir al día siguiente, estando rodeados de lo mismo, ese agua haya bajado hasta tan solo mojarnos ligeramente los dedos de los pies.
Hoy era uno de esos días, en los que esa persona tiene un mal día y tú no puedes hacer nada por evitarlo. Porque esa persona esta mañana no ganó la batalla. Pero tú le mandas tus soldaditos más valientes, los que han sobrevivido para que le ayuden con la suya y el día mejore poco a poco.

¡A la batalla mis pequeños! porque si tú caes, yo caigo.


2/5/11

Cuando el reloj deja de marcar las horas


Últimamente no soy yo misma. Estoy descentrada, ausente... y es mal momento para estar así. La razón de todo esto la sé, pero no acepto que me pasen estas cosas. Soy una persona responsable, centrada en las cosas importantes, siempre pendiente de todo. Pero ahora no, ya no.
Toda cosa buena tiene su lado malo ¿no? aunque siempre me haya negado a verlo. Pero este lado malo me está dando de frente justo cuando menos lo esperaba, en el peor momento.
No obstante no me arrepiento de la vida que estoy llevando desde hace ya casi un mes, pese a que haya gente con la que he perdido un poco el contacto. ¿He cambiado? No, supongo que pronto volverá todo a la normalidad.

Pero me gustaría que el tiempo no existiera, que el reloj no marcara las horas, cuando... bueno, tú ya sabes cuándo.

- Laura